ENFERMEDAD POR REFLUJO GASTROESOFÁGICO

 

Es normal que los bebés tengan reflujo en pequeñas cantidades, pero cuando persiste con vómito frecuente y la consecuente irritación del esófago, el bebé puede perder peso o presentar dificultad para respirar. 

Entonces hay que acudir al médico. 

Para diagnosticar esta patología, el paciente debe ser valorado por un Neumopediatra.

 

 

 

Última modificación :
lunes 18 de enero de 2016